Los traspasos de vehículos.

Los traspasos de vehículos.

 

En España, es cada vez más habitual la compra-venta de coches de segunda mano. Tanto es así que en la actualidad ocupa el 63% de los coches vendidos.

En este proceso siempre encontraremos dos partes vinculantes, el comprador y el vendedor.

Analizaremos lo que las dos partes deben tener en cuenta a la hora de realizar esta operación.

Si eres el comprador:

En primer lugar, además del aspecto físico del coche, debemos informarnos de los grandes rasgos de la historia este. Cabe destacar si ha tenido algún accidente o avería seria.
Si la transferencia se realiza con una persona de confianza normalmente en más fácil averiguar estos datos. Por el contrario, podemos fijarnos en otras características tales como:

– Los kilómetros recorridos del coche.
– Libro de revisiones del vehículo.
– Facturas de cambios de piezas.
– Última inspección técnica de vehículos. (ITV)

Además, para estar todavía más seguros, podemos pedir que el coche pase por una revisión en un taller de confianza.

La detección de un fallo al realizar alguno de estos pasos, puede conllevar un cambio en el precio de venta.

Comprar un coche a un particular o un establecimiento comercial conlleva una serie de diferencias que debemos valorar según el vehículo a objeto de compra y las preferencias del comprador.

Cuando compramos un vehículo a un particular, la garantía ofertada es de 6 meses y si se detecta algún problema el comprador debe probar que el problema persiste desde el momento de compra. Por otro lado con una empresa especializada el plazo de garantía es 1 año.

En segundo lugar, debemos comprobar que los papeles del vehículo están en regla. El vehículo debe cumplir todos los requisitos legales para poder circular y ser transferido. En la Jefatura Provincial de Trafico podemos solicitar un informe en el que detallan aspectos como:
– Datos técnicos
– Fecha de matriculación.
– Número de titulares previos.
– Situación administrativa.
– Si ha pertenecido a una empresa de alquiler.
– Embargos, cargas o reservas de dominio.
– Sanciones que no hayan sido abonadas.

Un caso frecuente que no permite el cambio de titularidad es cuando el coche está en estado de embargue.

Una vez revisados todos los pasos anteriores podremos proceder al cambio de titular e impuestos.

Entre otros trámites necesitaríamos redactar un contrato de compraventa. También hay que tramitar el cambio de titularidad y el pago de transmisiones patrimoniales, que se presenta en un 4% del valor del vehículo. Este valor se establece en las tablas que publica La Administración Pública anualmente según marca, modelo y fecha de primera matriculación. (En este enlace del Gobierno de Canarias puede calcular el valor de su vehículo y el correspondiente impuesto a pagar)

Por último, no debemos olvidar notificar a la compañía de seguros la transmisión. La póliza de seguro puede ser o no transferida al comprador, siendo esta decisión a su cargo.

Si eres el vendedor:

Aunque existe mayor responsabilidad sobre el comprador, el vendedor no debe olvidar detalles tales como:

 

  1. Revisión de que la ITV esté en regla.
  2. No entregue el vehículo sin tener el contrato original de compraventa o factura correspondiente.
  3. Indicar en el contrato el dia en el que se entrega el vehículo. (En el caso que no se haya producido el cambio de titularidad correctamente, a efecto de sanciones servirá de pruebas en caso de problemas.)
  4. Exigir al comprador que en un plazo de 15 días le remita el permiso de circulación constando el nombre del comprador. Si esto no es así, puede hacer un comunicado a Tráfico indicando la venta, realizando una Notificación de venta.
  5. Conserve el NIF del comprador en el caso de comprarlo a un particular o el CIF en el caso de ser una empresa.
  6. Puede pactar con el comprador el prorrateo del impuesto de tracción mecánica. Este se exige a quién figure como titular a 1 de enero del año en el que se hace la transmisión.

 

Para tramitar cualquiera de las dos partes contamos con el mejor asesoramiento personalizado y rapidez en las gestiones.

 

 

 

By | 2018-05-08T16:19:22+00:00 lunes, 21 noviembre , 2016|Asesoría Fiscal|0 Comments

Leave A Comment